Celebración de equinoccios

El equinoccio nos muestra que todo termina para poder Re-Nacer. Acércate al Centro Rosaleah para experimentar una celebración de equinoccios.

 EQUINOCCIO DE PRIMAVERA

La esperanza es el sueño de los que están despiertos. La esperanza es como el sol, arroja todas las sombras detrás de nosotros. La esperanza en el ser humano es creadora al igual que un dios-diosa.

El movimiento de la primavera es ascendente y hacia el exterior, es el inicio del ciclo vital y nosotros  empezamos  a mover nuestra energía. La primavera es la época del año en que se manifiestan más evidentemente los procesos del Nacimiento y el Crecimiento en cualquier forma de vida. Es la época en que iniciamos nuestro ciclo vital; con el Nacimiento y las primeras etapas de Crecimiento. O bien pudiera ser la energía necesaria para el comienzo de una nueva etapa.

Los chinos llaman a la Primavera, “primer movimiento”. El comienzo del Año Chino marca el inicio del ciclo anual y es en Febrero; momento climatológico en que el invierno declina y ya se sienten las primeras manifestaciones de la Primavera: las semillas rompen su envoltorio para crecer hacia la luz, las hojas y las flores estallan en las ramas para regalarnos ese color Verde, característico de este periodo, las primeras flores en los árboles del campo.

El centro  quiere invitarte a mover tu energía, a expandirte y hacer visible aquello que se haya estado gestando durante estos últimos meses de invierno.

Ven a celebrar la primavera con nosotros, a través de una meditación activa acompañada de cuencos de cuarzo, gongs, danza,  tocaremos percusiones juntos,  cantaremos, habrá mensajes personalizados y más sorpresas viviremos el despertar de una crisálida acompañados y aprenderemos a entrar en ese estado nuevo desde la alegría.

EQUINOCCIO DE OTOÑO

La danza del otoño es la del cambio y de la liberación. Y en medio de todos los colores, torbellinos y movimientos, nos maravillamos ante los silencios repentinos………aunque nuestro viaje es un viaje interno, una estación para acumular nuestra provisión de sentimientos. Mientras la naturaleza nos maravilla con su paisaje cambiante, tenemos la oportunidad de apreciar las cosas que duran, lo que permanece en lo profundo de nuestro interior…  Con el otoño  y su equinoccio celebraremos  un momento de perfecto equilibrio, cuando la luz y la oscuridad, el día y la noche son iguales.

Durante este equinoccio celebraremos un círculo de Sonido y nos uniremos a miles de personas en el mundo que a través del tono cristalino de los cuencos de cuarzo piden se manifieste, la unidad y la paz en el planeta…….podréis participar de manera muy diversa con canciones, meditaciones y actividades en grupo. También tendremos un concierto con cuencos de cuarzo y voz. Si tienes un cuenco tibetano o de cuarzo tráelo para tocar con nosotros.

Ven a celebrar y compartir este instante sagrado en compañía de otros que como tú siente la necesidad de unirse a los ciclos de Gaia.

Tráete un objeto que diga algo de ti para colocar en el circulo, una sonrisa, y a un amigo.